jueves, 15 de mayo de 2014

MÙSICOS - W. AXL ROSE (1962-) // parte VIII







AXL Y SUS ADVERSARIOS:


GET IN THE RING



Desde siempre, W. Axl Rose ha tenido serios problemas con la policía y la justicia, dificultades que han dado lugar a diversos arrestos y a una acumulación interminable de demandas judiciales en su contra. Su personalidad arrogante e impulsiva, sumada a la inmensa fama que ha ido adquiriendo con los años, lo han conducido muchas veces a una actitud violenta y desprejuiciada ante la ley y las autoridades.

Pero sus problemas con la policía comenzaron a una temprana edad, cuando el cantante aún vivía en Lafayette, Indiana. Según ha contado él mismo: “Fui arrestado más de 20 veces y sólo 5 de esas veces fui culpable. ¿De qué? Disturbios en la vía pública. Una vez me agarraron borracho siendo menor de edad. Otras veces me metían los mismos policías que me odiaban. No siento un gran amor por ese lugar de mierda”. Por lo que se ha llegado a saber acerca del pasado del vocalista, en Lafayette fue detenido más de 50 veces, pero en los registros de los archivos judiciales del condado de Tippecanoe, sólo figuran 4 arrestos registrados.

Uno de ellos se destaca del resto, ya que en su ficha policial figura que siendo menor de edad estuvo detenido en la cárcel durante tres meses. Ya siendo mayor de edad, es decir, con más de 18 años, en uno de sus arrestos estuvo detenido 10 días por los cargos de intoxicación con drogas, escándalo en la vía pública y desorden. Según ha contado el cantante y sus allegados, llegó un momento en que la policía de Lafayette lo perseguía constantemente para detenerlo, ya que Rose había despertado en ellos un gran resentimiento, y lo único que querían era verlo tras las rejas por un largo tiempo.

“Durante mucho tiempo mi vida se limitó a correr un paso delante de la policía”, aseguró Rose al respecto. Al cumplir su mayoría de edad, llegó un momento en que la persecución policial se tornó peligrosa, atentando realmente contra la libertad del cantante. Así fue que Rose consultó a un abogado, y este le aconsejó que se marchará lo antes posible de Lafayette, ya que había podido averiguar que la Corte del condado iba a acusarlo de delincuente común y con ese cargo podría llegar a pasar varios años en la cárcel.

Al respecto, Rose detalló: “Llegó un punto donde comprendí que finalmente iba a terminar en la cárcel. Tuve problemas con un tipo del pueblo y me inició una denuncia, pero después nos hicimos amigos y él retiró los cargos contra mí, pero el estado guardó esos cargos, les servirían para sumarlos a otros cargos. “Me pasé tres meses en la cárcel y finalmente conseguí salir. Pero una vez que uno ha tenido problemas con la policía, regresa allí nuevamente por pura venganza de los policías. Intentaron detenerme como delincuente común, con lo que podría haber pasado una vida en prisión.

“Mi abogado consiguió aplazar el caso en la Corte y yo salí y me fui a California. La justicia dijo que no podía irme, pero yo me fui igual, y no regresé durante mucho tiempo”. Durante una de sus primeras visitas a Lafayette, Rose volvió a tener problemas con la ley. Su entonces novia Gina Silder recuerda el episodio: “Lo confundieron con una chica porque lo vieron de espaldas, con su pelo largo, sus piernas delgadas y su tapado. “Cuando se dieron cuenta de que era varón, lo creyeron homosexual, lo detuvieron, y al enterarse de sus antecedentes lo metieron tras las rejas. Había una conducta antihomosexual en los policías, aunque se tratara de Axl. “Me llamó a las tres de la mañana pidiéndome que lo sacara. Ese día falté al colegio. Lo trajeron a patadas y tuve que pagar su fianza”. Quizás ese fue uno de los motivos por los cuales Rose decidió ya no volver a Indiana, y radicarse definitivamente en Los Angeles.

Después de mucho tiempo, el músico ha confesado: “Ahora cuando yo regreso a ver a mi familia, evito a la policía de allí. Intento evitar a toda la policía en general”.  Pero los inconvenientes con la ley no terminaron ahí. Una vez instalado en California, Rose continúo con una actitud antipolicial que siempre lo condujo a serios problemas con la justicia. Según ha comentado Mónica Gregory, una antigua amiga del cantante en Lafayette, fuera del condado de Tippecanoe, Rose seguía siendo un tipo odioso para la policía: “Una vez estando en Chicago con mi ex marido, un grupo de chicos empezó a buscarles pelea.

“Les preguntaban cosas del tipo ¡quién te crees que sos? Y acto seguido, los tipos, de pelo corto y corbata, empezaron a gritarles y a insultarlos por tener el pelo largo. Prácticamente toda la policía de Chicago apareció en escena y los golpeó duramente. Sólo por tener el pelo largo”. Durante sus primeros tiempos de residencia en Los Angeles, Rose debió enfrentar la violencia policial, y quizás por eso uno de sus principales lemas ha sido “Victoria o Muerte”, frase que lleva grabada en la piel con un tatuaje. Una vez que Guns N´ Roses estuvo formado y comenzaron el camino del éxito mundial, los problemas siguieron apareciendo. En el continente europeo, en Sudamérica y hasta en el territorio de su propia nacionalidad, antes, durante o después de los conciertos, Rose debía enfrentar muchas veces a la policía. A pesar de ser uno de los personajes más reconocidos a nivel mundial, la situación seguía siendo problemática, en gran medida por su comportamiento violento, y otras veces por rencores de terceros.

Recordemos el caso de la demanda por violencia física de Gabrielle Kantor, las dificultades con la justicia en diversas partes del mundo como Argentina, Chile, o Londres. No obstante, es indudable que los casos que más han trascendido y se han extendido en años, han sido la demanda judicial que le iniciaron sus ex parejas Erin Everly y Stephanie Seymour por los cargos de violencia física y abuso sexual, y por otro lado, el tan difundido caso de los disturbios y destrozos en St. Louis por la cancelación de un show.

Durante el juicio en St. Louis fue declarado individuo no grato del estado, lo que le produjo no ser admitido en el lugar, y tener la entrada prohibida al distrito. Actualmente, Rose tiene acumuladas gran cantidad de demandas judiciales en la Corte Superior de Los Angeles y de Santa Mónica. Allí existen juicios por cifras de millones de dólares. También existen problemas legales pendientes en Nevada, Arizona, Missouri, Nueva York, y fuera de su país natal, en España, Inglaterra y Canadá. Después de haber desaparecido de la escena pública por muchos años, W. Axl Rose volvió a ser noticia, cuando el 10 de febrero 1998 fue detenido en el aeropuerto de Phoenix, bajo los cargos de conducta desordenada.

Según detalla el informe policial, Rose comenzó a agredir a un empleado de seguridad del aeropuerto y a gritarles a los policías que intervinieron, porque intentaron revisar su bolso, donde supuestamente había objetos que podían romperse. Aquel legajo, que constó de 5 páginas, fue el origen de una nueva demanda por conducta violenta, que le costó al cantante algunas horas de arresto.

Luego la calma pareció retornar.

Por otro lado, a pesar de que W. Axl Rose siempre se ha definido como un hombre que no cree en los abogados, y que en reiteradas oportunidades ha decidido defenderse él mismo en los juicios, se sabe que desde hace ya varios años, ha contratado al doctor Bert Deixler para que lleve sus casos. Según él mismo ha manifestado: “Ahora estoy tratando de aprender a ser más responsable de mis actos. Sólo me gustaría no haber hecho tantas boludeces de las que me tengo que hacerme cargo”.

Entre Guns N´ Roses y Nirvana siempre hubo pica, sobre todo, como suele suceder siempre en la música, por los distintos estilos de ambos. Siempre entre dos estilos que se desprenden de mezclas con el rock surge la pelea entre los seguidores de los grupos porque todos quieren demostrar que un grupo es mejor que otro. Y lamentablemente, los músicos no quedan exentos de esa disputa, y muchas veces terminan enemistados entre ellos.

Con Guns N´ Roses y Nirvana pasó algo parecido, o más precisamente la pelea fue entre los líderes de ambas bandas: W. Axl Rose y Kurt Cobain. Se dice que cuando Guns N´ Roses comenzó a planear la gira con Metallica, trataron de convocar a Nirvana para que fuera parte de la gira, pero Cobain se negó rotundamente. Sin embargo, en una entrevista a la revista Musician, en la época inmediatamente anterior a que comenzara la gira con Metallica, W. Axl Rose no dudó en declarar con respecto a la banda de Cobain: “Nirvana me ha ayudado a hacer mi trabajo.

“Creo que el mundo se puso realmente aburrido, hartante y frustrante. Creo que mucha gente conocía la existencia de ese sentimiento y resulta que Kurt encontró la canción que daba en ese blanco (por Smells Like Teen Spirit) y permitía que la gente lo expresara. Y me gustaría hacer todo lo que pudiera para avalarlo. Por eso queríamos que tocaran con nosotros”. No obstante, surgió la disputa. Se dice que la pelea formal entre Rose y Cobain comenzó el 9 de septiembre de 1992 en la entrega de los premios MTV Music Awards. Ese día ambas bandas tocarían sobre el escenario preparado para el evento. Ese día, también, Guns N´ Roses alcanzó el premio a mejor video por “November Rain”, y la agrupación realizó una presentación especial, acompañados por Elton John.

Algunos dicen que la guerra entre los vocalistas surgió, porque antes de que Guns N´ Roses saliera a escena, los músicos de Nirvana se encargaron de destrozar algunos de los equipos que utilizaría la banda liderada por Rose. Por su parte, en una entrevista posterior, Cobain contó los hechos sucedidos: “Al parecer Axl estaba de muy mal humor. Algo lo puso fuera de sí, probablemente minutos antes de nuestro encuentro. “Estábamos en el bastidor del área comiendo con mi hija Frances y vino Axl con paso arrogante junto a 5 guardias personales grandes y una persona con una cámara de video. “Courtney bromeando le gritó a Axl : “Axl, usted será el padrino de mi hijo”, todos nos reímos, nuestros amigos también. El se detuvo y empezó a gritarnos y maldecirnos. Me dijo que yo callara a mi perra (por Courtney). Todos empezamos a aullar y a reírnos y Axl se ruborizó y se fue. Después escuchamos que Duff quería pegarle a Chris”.

Otra versión señala que los problemas empezaron porque la prensa largó un rumor acerca de que W. Axl Rose iba a ser el padrino de la hija de Cobain, nada más lejos de su mente, ya que Kobain era un declarado agnóstico, y de ahí en más empezaron un montón de bromas de parte del desaparecido cantante de Nirvana hacia Rose. Por su parte, Rose no contestó nunca, hasta que finalmente en esa entrega de premios de MTV las cosas parecieron llegar demasiado lejos, y después de la burla de Courtney Love, el cantante de Guns N´ Roses reaccionó.

Es más, se dice que a pesar de la enemistad y diferencias que había entre ambos, Rose siempre quiso proponer una tregua, por eso lo podemos ver en algunas oportunidades con una gorra de Nirvana, y lo podemos escuchar muchas veces hablando favorablemente de la banda grunge. Sin embargo, esto pareció no importarle a Cobain, quien suponía que no podía tener buena relación con Rose, porque eso iba contra sus principios. Es que Rose ya era una superestrella que participaba de reuniones del jet set, y Cobain renegaba de todo ese mundo. Por eso, a pesar de los intentos de Rose por mejorar públicamente la relación entre ambas bandas, la pelea se hizo inevitable, y terminó explotando en el episodio de los MTV Music Awards. Durante el concierto de Nirvana, en Portland, Oregón, del 9 de octubre de 1992, Cobain se dirigió al público y contó así la historia, con algunos cambios con respecto a la otra versión: “Courtney y yo estábamos simplemente con el bebé comiendo, y cuando Axl pasó por allí Courtney gritó “Axl vení para acá”. Sólo queríamos saludarlo.

“No sé qué es lo que le habrá pasado antes, pero se puso agresivo con nosotros y empezó a gritarnos. Sus palabras fueron: “Calla a tu perra, o te hago lamer el piso”. Todos nos reímos. “Ella no estaba diciendo nada malo; así que me volví hacia ella y le dije: “Callate, perra”, y todos nos reímos y él se fue. Así que supongo que hice lo que él quiso que haga: ser un hombre (risas)”. Existen muchas versiones más acerca de la pelea entre ambos cantantes, algunas realmente desopilantes e irreales, otras con cierto criterio y fuentes veraces, pero lo cierto es que la verdadera razón de aquella batalla, que se convirtió en una guerra de palabras, sólo la saben los protagonistas…
Vince Neil

Una de los enfrentamientos más conocidos que tuvo como protagonista principal a W. Axl Rose, es sin dudas la discusión verbal y casi física que el vocalista mantuvo con Vince Neil, cantante de Motley Crue. Si bien la rivalidad entre estos dos músicos se mantuvo por largo tiempo, nunca llegaron a concretar una pelea física, a pesar de las reiteradas amenazas y desafíos mediáticos que ambos se propinaron. Se dice que todo comenzó una noche, a mediados de 1989, en la que Izzy Stradlin concurrió al famoso club nocturno angelino Cathouse, junto con un grupo de amigos.

Allí, Stradlin se encontró con Charisse, la entonces esposa de Vince Neil, quien también había acudido al club con un grupo de amigos, pero sin su marido. Según cuenta la anécdota, cuando Stradlin se acercó a saludarla, Charisse comenzó a coquetearle. En medio de un estado de embriaguez, el músico sin pensarlo le faltó el respecto a la mujer de Neil, tocándole los senos, a lo que Charisse empujó al músico y le dijo que se “fuera al infierno”.

Enfurecido, Stradlin la golpeó y pateó, y finalmente se marchó del lugar. Charisse, terriblemente ofuscada, fue a contarle todo a su marido. Poco tiempo después, precisamente el 5 de septiembre de 1989 se festejaron los MTV Music Awards en el Amphitheatre Universal City, de California. En esa oportunidad, Motley Crue recibió el premio como “Mejor Banda de Heavy Metal” del año, mientras que por otro lado, Guns N´ Roses participó del evento. También en esa ocasión, W. Axl Rose cantó junto a Tom Petty. Al finalizar la presentación de la banda, Izzy Stradlin salió del escenario hacia el sector de backtage, momento en el que fue recibido por un certero puñetazo en la cara propinado por Vince Neil. El jefe de seguridad de Motley Crue trató de sostener y frenar a Neil, pero no pudo evitar que el cantante atacara al guitarrista con una gran trompada en medio de la nariz. Izzy se retiró discretamente, no obstante, para Rose fue el motivo suficiente para comenzar una de sus más grandes rivalidades.

Se dice que en ese momento, W. Axl Rose aún estaba sobre el escenario, y desde allí, totalmente descontrolado, le gritó a Neil: “Te voy a matar, Vince, te voy a matar!”. Desde el backtage, Neil le contestó: “Ok baja, aquí te espero Axl”, pero el cantante no fue hacia el lugar donde estaba Neil, sino más bien se retiró. No obstante, de allí en más comenzó la seguidilla de amenazas y desafíos mediáticos de parte de ambos músicos. Mientras Rose acusaba a Neil de cobarde, sosteniendo que sólo sabía golpear a sus víctimas de sorpresa y por traición, el cantante de Motley Crue le envió a Rose al menos seis desafíos de peleas, pero Rose jamás apareció.

Por aquel entonces, Vince Neil sostenía ante cámaras: “No sólo se atrevió a golpear a Charisse en el club, sino que en la fiesta de los MTV le manoseó las tetas en público de puro vivo que es, y a mi mujer el único que le manosea las tetas soy yo”. Por su parte, W. Axl Rose destacaba: “Si él se preocupara tanto por su mujer, no la dejaría callejear por los clubes de Los Angeles”. En medio de aquella pelea verbal, Stradlin decidió llamar a Neil para pedirle disculpas por lo sucedido. No obstante, la disputa entre Neil y Rose continúo.

Al respecto, Rose sostenía: “Para pedir disculpas por un error que uno comete hay que tener huevos y Vince Neil no los tiene. Como máximo debe tener entre las piernas un par de cisnes para empolvarse la narcisista”. A estos comentarios de Rose, el cantante de Motley Crue salió al cruce ante las cámaras de la cadena televisiva MTV, donde retó a Rose a una pelea dejando lugar a que él propusiera la hora y la fecha. El lugar sería el Forum de Los Angeles.Aquel enfrentamiento sería un gran negocio, por lo cual no sólo MTV lo siguió de cerca, sino que Eddie Van Halen decidió sumarse a ese gran circo.

Eddie Van Halen y su mujer, y el vocalista Sammy Hagar, propusieron hacerse cargo del alquiler del Madison Square Garden de New York para realizar la pelea física de manera pública. Sin embargo, el enfrentamiento nunca se llevó a cabo, a pesar de que ambos músicos siguieron desafiándose mutuamente. Existe otra versión de la historia, de porqué Rose se tomó tan a pecho aquella discusión que Neil mantuvo con Stradlin.

Esa versión señala que Rose se vio inmiscuido en la disputa a raíz de que Vince Neil acusó al cantante de homosexual, y comenzó a rumorear por todos lados que mantenía una relación amorosa con Izzy Stradlin. 
La versión sostiene que ese fue el motivo por el cual Rose continúo con el enfrentamiento verbal durante tanto tiempo. Lo cierto es que la disputa, más allá de los motivos que la ocasionaran, les proveyó de grandes ganancias económicas a los medios de prensa que supieron alimentar el circo.


© http://gunsnrosesmonoxide.wordpress.com/ GUNS N' ROSES NUEVA ERA


 



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada