lunes, 29 de junio de 2015

SHOWS - #GRACIAS GUSTAVO (Festival Ciudad Emergente de Buenos Aires, 21/6/2015)






.


"Ahora sí vas a poder evitar el cansancio de huir de la muerte.
Todo este tiempo dormido fue necesario, quizá, para enseñarte a morir consolando a tus queridos. Los verdaderos artistas, estoy convencido, conocen la muerte antes de morir. No se dejan llevar ni un minuto antes ni uno después de reconciliarse con la vida. Dicen por allí que al morir nos es dado conocer el secreto de la música en nuestro primer llamado al nacer.
En cuanto a lo que me toca, me has hecho disfrutar de tu dulce voz y de tus espléndidos juegos con las guitarras. Tu etapa solista fue sólida y aventurera y es lo que más me gusta de lo que nos has dejado. Bueno... a comenzar de nuevo en tierra incógnita.

Mi aplauso para vos.


Indio."



Ezequiel Ruiz. Especial para Clarín - Música - 21/06/15
La ciudad de Buenos Aires homenajea a Gustavo Cerati:
Una caricia de gratitud y reconocimiento



Una multitud celebró al músico, cuyos temas fueron interpretados por su banda e invitados especiales, como Leo García, Ale Sergi, Pedro Aznar y David Lebón. La ovación fue para Benito, el hijo de Gustavo.

Gracias por venir, gracias totales, y ahora #GraciasGustavo, como leit-motiv de un show. Una palabra que atraviesa distintas etapas y épocas de la carrera musical de Gustavo Cerati, tanto con Soda Stereo como solista. Una palabra que se resignificó en un escenario también icónico en su camino, como es el Planetario, donde ayer nomás, en 1995, parejas reales y ficticias se besaron ante las cámaras para el video de Zoom.

Y en el ayer real, absoluto, miles de personas, familias enteras, distintas generaciones se reunieron a saludar a Gustavo, quien desde algún lugar le dictó a su banda qué era lo que tenía que hacer, con qué arreglos deberían tocar sus propias canciones. Así lo hizo saber Richard Coleman con tono de médium, pero en rigor de verdad quien asumió el rol de director musical del último grupo de Cerati, que completan Leandro Fresco (teclados y voces), Gonzalo Córdoba (guitarra), Fernando Nalé (bajo) y Martín Carrizo (batería). La octava edición de Ciudad Emergente, el único festival musical y de cultura joven al aire libre con temperatura invernal, tuvo como cierre este gran homenaje que logró reunir, por última vez, al grupo de Cerati.

Casualmente o no, coincidió con el día de cumpleaños de Lilian Clark, madre de Gustavo y detrás de quien se encolumnaron los ruegos y plegarias de aliento al músico en su sueño eterno. La señora estuvo presente, escuchando las canciones de su hijo en mano de los últimos músicos que lo acompañaron en su última gira.

Justamente desde ahí que no tocaban juntos, desde la noche fatal en Venezuela cuando Gustavo sufrió el ACV. Para esta noche, empezaron a juntarse desde marzo a ensayar de lunes a viernes durante seis horas. Así, pusieron a punto la máquina y respetaron las versiones “en vivo” de una fina selección de canciones del Cerati solista. Pero no lo hicieron solos: contaron con cantantes invitados que, en general, estuvieron muy a la altura (y más) de la ocasión. Leo García (quien fuera guitarrista de una de las bandas de Gustavo, además de aportar en la gira de regreso de Soda) se lució en Magia y La excepción. Ale Sergi y Juliana Gattas, la dupla vocal de Miranda!, dibujaron en el aire la letra de Paseo inmoral (que, como solía hacer Cerati en vivo, contó con el riff de Post crucifixión, de Pescado Rabioso) y sumaron dramatismo a su lectura de Uno entre mil. Pedro Aznar y David Lebón, 50% de Serú Girán, emocionaron con sus versiones de Cactus y Adiós, respectivamente.

Las nuevas olas, ésas a las que Gustavo siempre estuvo atento ya sea como productor, mentor o por melómano, también estuvieron presentes: Alejandro Alvarez, cantante de Barco, con su imponente voz al servicio de Karaoke; y Bruno y Guido de Banda de Turistas, a quienes les tocó hacer Rapto.

Dos otrora alternativos, hoy en el centro de la escena, como Fer Ruiz Díaz (de Catupecu Machu) y Walas (de Massacre) también dijeron presentes y pusieron lo suyo. Fan confeso, Ruiz Díaz arengó como de costumbre y se puso gritón en la muy buena versión de Deja vu.

Por su parte, el de Massacre (que acaban de editar su nuevo disco, Biblia Ovni) fue el histriónico de siempre a la hora de cantar Marea de Venus (del disco Colores Santos firmado por la dupla Cerati - Melero) y Cosas imposibles. En el medio, un invitado tal vez inesperado como Alejandro Lerner se cargó, solo al piano, Crimen. Y el más ovacionado de todos, fue Benito, el primogénito (ver “Todo esto...”).

“Dijimos que no íbamos a hacer un montón de cosas que al final estamos haciendo. Bueno, Gustavo era un poco así, también”, avisó Coleman antes de Toma la ruta, un tema de Soda Stereo. En la previa, habían prometido no tocar ninguna de la banda para centrarse únicamente en los seis álbumes que llevan la firma de Cerati.

Ese, además, fue uno de los pocos momento “de intimidad” del grupo. Sin cantante invitado, sonaron inspiradísimos como si estuvieran en un ensayo. De cantar se hicieron cargo Coleman y Fresco: Richard se destacó cantando la gran Lago en el cielo, mientras el tecladista peló gran registro en Avenida Alcorta.

Para el final, el gran golpe de efecto que supone una emotiva y significativa Puente. El “gracias por venir” se multiplicó con todos los invitados en escena y el público, iluminado, coreando. Fue el final de una larga gira para una banda que se discontinuó por una tragedia, la última vez que las canciones de Gustavo Cerati sonarán así. A partir de ahora, tomará otros caminos. Este #GraciasGustavo fue un viral de gratitud y reconocimiento a su influencia y su buena estrella, su ascendencia sobre el rock nacional, de dónde viene y hacia dónde va. “La mejor manera de homenajear a Gustavo es haciendo arte”, resumió Coleman en el saludo final, instando a las nuevas generaciones a seguir creando. No por nada este homenaje y esta celebración a la obra de Cerati fue dentro de un festival que marca el trazo grueso en cuanto a nuevas tendencias musicales, bailables, humorísticas, deportivas, tecnológicas. Ahí donde la atención de Gustavo siempre estuvo puesta: el futuro en presente perfecto.

Durante Ciudad Emergente, en el Centro Cultural Recoleta, también hubo diversos saludos hacia él: dos salas enteramente dedicadas a sus discos solistas, con una selección con sus mejores temas para escuchar y ver, su línea de tiempo, ilustraciones inspiradas en su música. El quinteto formoseño Guauchos, que combina hábil y enérgicamente elementos del folklore y el chamamé con el rock, dio una poderosa versión de Corazón delator. Mientras que en la fantástica FAN, muestra de Nora Lezano, se exhibieron polaroids de Gustavo en sus distintas etapas, con distintos looks. Incluso hay un elocuente mensaje de texto que Cerati le envió a la fotógrafa, donde resume lo que (nos) genera con su música, incluso hoy, que no está físicamente presente entre nosotros: “Locura y entusiasmo”. Que las canciones de Gustavo, entonces, suenen una vez más y sigan sonando.

El pico emotivo del show fue la versión de Te llevo para que me lleves. Ahí, Richard Coleman rompió el protocolo (“Habíamos quedado en no presentar a ningún invitado, pero ahora lo haremos”) y presentó a Benito Cerati. Por lejos el más aplaudido de la noche, puso su voz aguda para cantar las partes que en el tema original grabó su mamá, Cecilia Amenábar... quien en el video del tema aparecía embarazada del propio Benito. Sin quebrarse, el mayor de los Cerati disfrutó de su momento y se llevó una ovación inolvidable. “Feliz cumpleaños, abuela. Todo esto es para vos”, le dedicó a Lilian Clark. En el día del padre, quedó todo en familia.


Link a video - show completo:





Setlist:

Lista de temas:
1- Intro (audio del video #GraciasGustavo con Zeta y Charly)
2- Fuerza natural
3- Magia
4- La excepción
5- Av. Alcorta
6- Karaoke
7- Rapto
8- Paseo inmoral
9- Uno entre 1000
10- Te llevo para que me lleves
11- Pulsar
12- Déjà vu
13- Crimen
14- Cactus
15- Toma la ruta
16- Marea de Venus
17- Cosas imposibles
18- Adiós
19- Lago en el cielo
20- Puente


LINK:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada