miércoles, 15 de julio de 2015

DISCOS - TÉSTER DE VIOLENCIA (1988) de Luis Alberto Spinetta










Sinopsis:

Téster de violencia es el séptimo álbum de estudio de Luis Alberto Spinetta como solista, editado en el año 1988 por Del Cielito Records. Es considerado su segundo álbum conceptual desde Durazno sangrando, clave en la historia del Rock Argentino de los '80 y fue considerado "Disco del Año" en 1988, meses después de su aparición. Spinetta repetiría el mismo suceso con el álbum siguiente Don Lucero (1989).

Reseña:

Corría 1988. El país estaba convulsionado y el gobierno de Raúl Alfonsín se caía a pedazos. Había levantamientos militares y un clima de mucha tensión en las calles. 1988, año en que moría Alberto Olmedo y Ernesto Sabato recibía el Premio Cervantes. Soda Stereo llenaba de música las radios latinoamericanas con 'Doble Vida' mientras que el Dictador Pinochet era derrotado en un plebiscito y dejaba, finalmente, el gobierno de Chile. Por esos años Luis Alberto Spinetta editaba uno de sus discos más bellos, el clásico 'Tester de Violencia', ¿Pero por qué un disco llamado 'Tester de violencia'?. Cuentan que una noche en La Falda tocaban Spinetta, Páez y García y debieron improvisar un escenario tras un alambrado para que no los golpeen los proyectiles que arrojaba la gente. Ahí, en una situación límite, a Spinetta se le ocurrió éste título, como si él mismo fuera una usina generadora de sensaciones hecha para testera la violencia. 

El cuerpo como un laboratorio, el disco como una expresión de inmortalidad, las canciones como perfectas formas de testear la violencia (desde el arte). Testeando la violencia tema por tema: 'Lejísimo' abre el disco y sacude con un ritmo frenético; 'Siempre en la pared' es una canción épica, que estalla en luz mientras Spinetta cuenta como "Un insólito abismo testea los cuerpos que tan solo habitan lo que fue...". 'Al ver verás' es pura calma contenida que "solo dura un instante para toda la vida"; 'La luz de la manzana' entrega densidad inanimada "Quiero ver todo, todo hasta la muerte...ver que vivimos para ser felices...", como un espejismo pesado que va mutando hacia el final. En 'El marca piel' la melodía se desenvuelve mientras el Flaco canta "Dios quiere ser el viento y así ya no sentir más frío. ¿Por que le temo a tus ojos si ya no busco un camino?". 'El Mono tremendo' tiene letra y música de Pechugo (entre ellos Dante Spinetta y Lucas Martí), es un jugueteo con la infancia que le abre camino a 'Organismo en el aire': "Sentado en la terraza mirando el mar comprendo como es la soledad...ansié un abismo y todo, todo se acercó...". ¿Qué más se puede decir de una canción que comienza así?; pura belleza. 

'Tres llaves' es un tema preciso, rabioso y potente. 'La bengala perdida' es quizá lo mejor del universo Spinetta, inspirada en un suceso que ocurrió en una cancha de fútbol cuando una bengala mató a una persona. La voz del Flaco se estira hasta erizar la piel. Si el rock barrial tuviera un poco de esta poesía sería todo distinto, pero no. 'Alcanfor' es como un sedante lleno de locura con sensación de claustrofobia en sus primeras líneas y 'Parlante' cierra el disco con una melodía suave. Luego de escuchar 'Tester de violencia' uno queda sacudido, golpeado. El disco finalmente cumple su objetivo: nos prueba cuan vulnerables somos a la violenta belleza de las canciones.

Acerca del título del album:

Para la época, Luis Alberto Spinetta ampliaría las posibilidades sónicas incorporando sampleos y secuencias electrónicas en Madre en años luz de 1984 -último disco con Jade- y en Privé, de 1986. Ese mismo año, grabaría La, la, la, junto a Fito Páez, un LP doble con veinte composiciones.  Téster de violencia fue editado en 1988. “El título surgió de mi amistad con Fito. Llegué a la conclusión de que, en mayor o menor medida, todos somos un téster de violencia. Somos el territorio sobre el cual se pone de manifiesto la violencia, y a la vez, somos el medidor de esa violencia”.

Acerca de La Bengala Perdida:

Téster de violencia Incluye el tema "La bengala perdida", la canción mas célebre de este álbum, inspirada en la muerte del simpatizante del Racing Club Roberto Basile, ocurrida en el estadio de Boca Juniors, el 3 de agosto de 1983, quien fuera víctima de una bengala lanzada desde una tribuna, la que se insertó en su garganta. El tema lo creo el Flaco despu{es de la tragedia, cuando el jóven simparizante fuera impactado en el cuello por una bengala marina, en la tribuna visitante de la cancha de Boca.

Este hecho, orquestado y concretado por la barra brava de Boca Juniors, se sumó a una larga lista de víctimas de la violencia en el fútbol argentino. Durante el partido de reserva, la barrabrava de Boca disparó dos bengalas del tipo de señalización marina que, con punto de partida desde la segunda bandeja de la Bombonera, la que da a la Casa Amarilla, habían provocado un sonoro estampido al surcar el aire con sus destellos, pero sin impactar hacia donde apuntaban: el corazón de la hinchada de Rácing. Una tercera bengala arrojada desde la tribuna ocupada por la 12`, cerca de las 20.30, justo cuando los equipos salían al campo de juego, cayó en el campo de juego y se clavó en el césped, muy cerca de donde se encontraban el médico de Racing, Luis Pintos, y el jugador de Boca, Abel `Chueco` Alves.

Pocos minutos más tarde, y cuando el árbitro Teodoro Nitti pitó el comienzo del encuentro, otra bengala más surcó el cielo de La Boca con su fogonazo y, tras cruzar toda la cancha a lo largo, se clavó en el cuello de Basile, de 25 años, vestido de saco y corbata, quien se desplomó instantáneamente en los escalones de la segunda bandeja que da al Riachuelo, donde estaba la hinchada visitante. Basile había concurrido a la cancha después de su horario de trabajo en el ex Banco Shaw, tras un largo período sin ir a ver a su equipo.

Mientras gran parte del estadio no supo a ciencia cierta qué había ocurrido, un grupo médico subió las oscuras escaleras del estadio y llegó a la tribuna, donde yacía el cuerpo del infortunado Basile. Pero ya era tarde: la violencia se había cobrado otra nueva víctima en el fútbol.  Por aquel tiempo, y en medio de la expectativa por una salida electoral después de la larga noche de la dictadura militar, los medios gráficos se hicieron eco y se volvió a hablar de la "violencia en el fútbol" y de soluciones temporarias. Pero la larga lista de víctimas se seguiría engrosando hasta nuestros días y la entonces visión del artista parece hoy profética. Una vez más, Luis Alberto Spinetta se inspiraba con compromiso social en un hecho actual que denunciaba un violento estado de las cosas. 




La marca autoral, desde Cataneda a Focault:

Respecto a la huella te de la tumbadora, que es una fuerza misteriosa que nos reúne o nos separa de esto. Y creo que siempre Casteneda es como una permanencia. Pero tomo como quien toma una gota de un mar. No puedo tomar todo eso, no me puedo hacer cargo de semejantes cosas. No tengo coyotes en casa>>.

"Téster..." contiene bellezas etéreas como "Al ver verás" y "Tres llaves", una de las composiciones más certeras de Luis, además de "La luz de la manzana" que marca toda la potencia que esconde entre letras (con las mencionadas influencias del escritor Carlos Castaneda) y música a cargo de una banda que va desde los matices rockeros a los suaves.

La tapa del disco tiene un collage que envuelve un rojo (repleto de significados para Spinetta) y dentro se encuentra la cabeza entregada y cercenada de Luis, todo esto simboliza la "conceptualidad" de este trabajo, basado mayoritariamente en la obra de Foucault. Michel Foucault es uno de los filósofos más emblemáticos del postmodernismo, una corriente que niega la existencia o validez de los absolutos. Además de filósofo Foucault fue sociólogo, historiador, psicólogo y político, cuya obra profundizó acerca del concepto de locura y lo absurdo del pensamiento postmoderno.
  
"Alguien dijo una vez que la única diferencia que existe entre las personas que están dentro de las instituciones mentales y aquellos de nosotros que estamos fuera… es que nosotros somos la mayoría. Si ellos fueran la mayoría nosotros estaríamos dentro", reflexiona  el pastor Sugel Michelén. Para el filósofo y psicólogo francés Michel Foucault (1926-1984), sin duda alguna uno de los pensadores post modernos más influyentes del siglo XX, esto no era chiste, sino una teoría sociológica. Según él, son los que tienen el poder quiénes definen lo que es normal y lo que no lo es.

Cualquier sociedad puede definir la locura de tal manera que ciertas personas caigan en esa categoría y sean aisladas. Pero el poder no sólo determina la normalidad y la locura, sino también el conocimiento. Muchas veces se ha dicho que el conocimiento produce poder; pero Foucault le da vuelta a la mesa y afirma que de la misma manera el poder produce “conocimiento”. De modo que los que tienen el poder son los que determinan lo que es normal, lo que es justo y lo que es verdad. Según Foucault, éstos no son conceptos preexistentes que nosotros debemos descubrir, sino más bien algo que nosotros producimos y que los poderosos definen para mantener el control.

Una vez más, Spinetta mostrará su particular traducción artística de sus influencias filosóficas literarias del momento. El foco de inspiración estará centrado ahora en la figura de Foucault y la profunda comunión entre el artista y la obra cumbre del pensador: Vigilar y Castigar. Las lecturas del período reflexivo más desesperanzador de Foucault respecto al poder, atravesado por la crisis económica y política de la Argentina de fin de década, harán de Téster de violencia, una obra con características particulares que atravisean las canciones del disco. Spinetta contó que la temática de las mismas se alimentan en las visiones no eurocéntricas que le inspiraba Carlos Castaneda, una influencia constante en su música desde que lo descubrió a comienzos de la década de 1980:

"No me pude hacer cargo de esos libros que leí y convertirlos en música. Aparte hubiese sido una tarea demasiado osada... Lo que sé es que lo que me pegó fuerte lo traté de imprimir de alguna manera con música... Tomando pequeñas cosas o cosas sutiles que me impactaban y me daban imágenes poéticas. Sobre todo hablando de Castaneda que es una visión permanente. A partir de que lo leí no me puedo desprender. En el último disco por ejemplo hay una imagen que dice que 'la mujer sabe el devenir porque ve con el ojo que mira el magma', que no es nada menos que la vagina que apunta hacia el centro de la tierra, y a través de eso, según Don Juan, ve la fuerza real".

Lista de temas

-Lejísimo (4:40)
-Siempre en la pared (3:23)
-Al ver verás (3:19)
-La luz de la manzana (6:17)
-El marca piel - (Spinetta-Roberto Mouro) (4:25)
-El mono tremendo - (Pechugo) (2:30)
-Organismo en el aire (6:46)
-Tres llaves (3:55)
-La bengala perdida (6:07)
-Alcanfor (2:53)
-Parlante (Bonus track: edición en CD) (3:16)

Músicos

-Luis Alberto Spinetta: Guitarras, programación y voz.
-Carlos Alberto "Machi" Rufino: Bajo.
-Juan Carlos "Mono" Fontana: Teclados.
-Guillermo Arrom: Guitarras.
-Jota Morelli: Batería.
-Coros y composición de "El mono tremendo" a cargo de "Pechugo" -una banda irónica basada en el grupo Menudo- integrada por los hijos de Luis y otros dos niños (Lucas Martí, Dante, Catarina y Valentino Spinetta y Emmanuel Horvilleur).

Ficha técnica:

Publicación: 1988
Grabación: 1987 - 1988
Géneros:  Soft rock, Jazz rock, Synth pop
Discográfica:  Del Cielito Records
Productor:   Luis Alberto Spinetta

Fuente: Música de eternidad imaginaria / Sueños a Pila / La Caja de Música


Link - audio a album completo:




2 comentarios:

  1. Hola muy buena descripción del disco y de este grande del Rock nacional!! Estuve buscando blog por internet y encontré un blog muy copado sobre temas de actualidad y agenda de eventos muy bueno que se llama, "noticias que suena" http://noticiasquesuenan.blogspot.com.ar/.
    Nuevamente muy bueno tu post un abrazo!!

    ResponderEliminar